october

El valor de la tecnología en October

Te descubrimos la entrevista realizada por Blasting News a Grégoire de Lestapis, CEO España de October, para su sección de BlastingTalks, en la que entrevistan a líderes empresariales y culturales.

¿Qué es October y cómo surgió la idea de negocio?

Es la plataforma líder de préstamos a empresas en Europa continental, donde las empresas que desean financiar sus proyectos de crecimiento consiguen un préstamo directamente de inversores particulares e institucionales, siendo complementario a sus bancos.

October comenzó en septiembre de 2014, cuando Emmanuel Macron, ministro de Economía y Finanzas en ese momento, llevó a cabo una ley que acababa con el monopolio de los préstamos bancarios. Olivier Goy, creó un startup llamado Lendix (ahora October), con la ambición de reinventar el modo en el que las empresas se financiaban.

¿Para qué sectores está más indicado el tipo de financiación que ofrecen a sus clientes?

En October se ofrecen diferentes tipos de préstamos dependiendo del proyecto de la empresa. Todos los sectores son adecuados para nuestra plataforma, tanto industria como consultoría, tanto hostelería y restauración como el sector servicios, en general. Sin embargo, tenemos prohibidos varios sectores por motivos ESG (por ejemplo, juegos, armas, etc.).

Nuestros préstamos son a medio-largo plazo (hasta 3,5 M€ y hasta 7 años) y se emplean para promover el crecimiento de las empresas, invirtiendo en activos materiales o intangibles, ya que no pedimos garantías reales.

¿Qué beneficios obtienen los inversores al prestar dinero a empresas de forma online y qué riesgos tienen que asumir?

October está compuesto por 2 tipos de inversores que crean un modelo híbrido. Por una parte, los inversores particulares, es decir, cualquier persona que pueda prestar dinero a través de su móvil u ordenador, desde 20€ en los proyectos publicados en la web. Y, por otro lado, los inversores institucionales, como el ICO, el Fondo Europeo de Inversiones o el propio equipo directivo de October.

Todo ello, proporciona el músculo financiero para poder crear una cartera diversificada. La compañía realiza un exhaustivo análisis de cada préstamo, hay que tener en cuenta que rechazamos más del 95% de las peticiones.

¿Qué requisitos debe cumplir una empresa para solicitar un préstamo a inversores privados?

En España, los requisitos iniciales para solicitar un préstamo en October es que la empresa tenga un volumen de negocio anual de más de 250.000 euros, que sea rentable y con una EBITDA > 0 y, que cuente con más de 2 años de vida. Si cumple con los criterios anteriores, tendría que ser analizada por nuestro equipo de análisis de riesgos que se encarga de estudiar la capacidad de reembolso de la empresa.

¿En qué se diferencia October de la competencia? ¿Qué valor añadido ofrece a sus clientes?

Lo que nos diferencia es la utilización de la tecnología para tres factores:

  • Ofrecer a los usuarios una experiencia del cliente simple y agradable, con visibilidad y predictibilidad en la respuesta
  • Analizar los datos para controlar los riesgos para los inversores
  • Agilizar los procesos operativos

En términos de valor añadido, ofrecemos a los inversores una experiencia intuitiva que les permite apoyar a la economía real y construir a la vez, una cartera diversificada sin costes con la que pueden obtener hasta un 4% de rentabilidad. Para las empresas, ofrecemos la posibilidad de diversificar sus fuentes de financiación.

¿Cómo ha afectado la crisis del Covid-19 al sector de su actividad? ¿Creen que las inversiones mejorarán de cara a un futuro próximo?

En nuestro caso afectaba a ambos públicos, empresas e inversores, ya que están conectados. Desde October, decidimos poner en marcha una moratoria de 3 meses de los reembolsos de capital para todas las empresas. Nuestro objetivo fue darles un respiro a las empresas y proteger los intereses de los inversores permitiendo que pudieran recibir sus intereses mensualmente. Gracias a esto, el 98% de las empresas pagaron los intereses durante ese período.

La pandemia ha quitado el miedo al uso de servicios digitales tanto a los particulares, como a las empresas, que cada vez exigen más productos y servicios tecnológicos a sus proveedores financieros.

¿Cree que debería cambiar algo en el mundo en el que operan?

Las autoridades (reguladores, organismos locales, regionales o nacionales) tienen una gran responsabilidad en facilitar el acceso a servicios digitales a las empresas, en particular a las pymes. Los fondos de recuperación para Europa deben acompañar la transformación digital. El apoyo a plataformas de financiación participativas como October, permitiría a las empresas diversificar sus fuentes de financiación y tener una experiencia diferente a la hora de solicitar un préstamo. Como dice el refrán africano: «Si quieres caminar rápido, camina solo; pero si quieres caminar lejos, camina con otros”. Esto me parece imprescindible en las empresas y en la sociedad en general.